Con motivo del lanzamiento de su nueva marca, Eventscase organizó un panel de expertos de la industria de eventos, con cuatro asociaciones representativas del sector.  Carlos Lorenzo, Vicepresidente de AEVEA, fue uno de los participantes de la mesa de debate.

¿Podemos dar por terminada la crisis?

Matilde Almandoz (OPC España y Foro MICE) considera que ha terminado la guerra (con la vacunación masiva, sistemas de autoprotección…), pero ha empezado la postguerra y será larga, ya que nuestra actividad presencial está muy vinculada a la movilidad. De todas formas nunca se ha dejado de organizar, con otros formatos, otros modelos, se ha seguido activos. Para Rafael Grande (Event Managers Association, EMA Spain), estamos en un cambio de paradigma, un cambio de modelo de negocio, las empresas han de avanzar en digitalización y en saber manejar la incertidumbre, es una gran oportunidad la que se nos brinda. Para Carlos Lorenzo (AEVEA) estamos terminando de saber convivir con el virus y la situación actual. Los distintos tipos de evento (híbridos, on line y presenciales) son válidos para según el objetivo que se persiga y lo presencial es imprescindible para determinadas circunstancias. Para Óscar García (MPI Iberian Chapter) la crisis es una evolución, no es solo una crisis económica, sino emocional, y hay que convivir con ella. Oportunidad que exige grandes dosis de flexibilidad.

¿Eventos híbridos?

¿Qué quiero conseguir?, ¿ayuda a mi estrategia realizar un evento híbrido?, Óscar García se pregunta cuándo sí y cuándo no un evento híbrido, según el objetivo del evento. Se trata de saber combinar muy bien la audiencia presencial y la on line y estamos aprendiendo a hacerlo. Matilde Almandoz se plantea si es el usuario el que no es tan híbrido, pues no está tan receptivo a un tipo de estímulo como a otro. Habrá que definir qué es lo mejor para cada momento.  Rafael Grande comenta que estamos hastiados de lo digital y ahora hay un repunte de lo presencial por la necesidad emocional de vernos, tocarnos… Hay que afinar el tiro y según sector y tipología de eventos adecuarnos a las necesidades que requiere. Para Carlos Lorenzo un evento híbrido tiene que concebirse como tal, no tiene nada que ver con retransmitir uno presencial o hacer uno digital. Exige una creatividad diferente ad hoc, muy complicada, para captar la atención del asistente on line por un lado y el presencial por otro.

Mentxu Sedino (Eventscase), que moderaba la mesa, puntualiza que hay que igualar a los asistentes on line con los presenciales, que ambos estén comprometidos con el evento. Rafael Grande dice que algo que aportan muy importante las plataformas es la medición, para poder medir el engagement del asistente.

Para Óscar la clave es como conviven las audiencias de nativos digitales y analógicos, los directivos empiezan a ser ya nativos digitales y veremos cómo evolucionan los eventos para cubrir sus necesidades. Carlos dice que en las agencias ya se tienen esos perfiles nativos digitales y piensan de la misma manera que los nuevos clientes, pero dicho esto, somos seres sociales, que necesitamos conectar de manera física. Que el asistente se convierta en participante y encuentre una respuesta específica, personalizada, en el evento.

Rafael Grande considera que hay que evolucionar como sector, cambiar formatos para seguir vivos como industria. Carlos Lorenzo, desde el punto de vista de las agencias de evento corporativo considera que se está viviendo un momento de mucho trabajo, una demanda de eventos considerable. Ello conlleva una puesta a punto de los equipos para responder eficazmente a todas las peticiones recibidas. Matilde Almandoz añade que hay que dar más capacidad de decisión en las agencias a esos perfiles que están generacionalmente más cercanos al cliente actual.

¿Creéis que la experiencia digital hace animarse a tener una experiencia presencial?

Óscar considera que las relaciones digitales establecidas se refuerzan cuando evolucionan a lo presencial. Matilde cree que la parte digital hace llegar a más audiencia, pero es necesario reforzar posteriormente con presencialidad.

Papel de la tecnología en 2022

Para Carlos la tecnología es básica y tendrá que justificarse su utilización según el objetivo perseguido. Óscar añade que medir es esencial y para ver el ROI la tecnología es fundamental. Matilde considera que es fundamental y la vamos a integrar como progreso. Rafael cree que hay que avanzar en una integración más efectiva de las RRSS en los eventos.

Perfil estratégico

Rafael Grande- Un Event Manager Corporativo debe entender de mkt, de compras, de logística… y traducir la estrategia de la compañía en un evento. Añade Matilde Almandoz, además de estratégico tiene que ser buen gestor, para que todo salga perfecto. Carlos Lorenzo, somos partners y cada empresa de la cadena de valor debe poder opinar y no solo ejecutar y, para ello, lo ideal es conseguir cerrar un plan de eventos a un año, por ejemplo, para, participando de la estrategia de la compañía, desarrollar las acciones con el mayor conocimiento de causa. Apostilla Óscar García que tener claro el objetivo del evento de acuerdo a la estrategia de la compañía, es fundamental.

Beatriz González-Quevedo